-->

5/19/2014

Comidas saludables


Las Fabulosas: Hogar y felicidad

Reinventa el Almuerzo para la Escuela

By Lauren Fischer for Las Fabulosas

Enseñar a los niños a elegir alimentos saludables para su día en la escuela empieza en la casa. “Comienza creando hábitos alimenticios nutritivos en la familia, desde los primeros años de la vida de tu hijo, así se convertirá en una preferencia de los chicos en la escuela”, dice Judith C. Rodriguez, Ph.D., RDN, presidenta y profesora del Departamento de Nutrición y Dietética en Brooks College of Health.
Planifica con Anticipación
“La clave es planificar y preparar todo junto”, dice Rodríguez. En lugar de esperar hasta la mañana antes de ir la escuela, toma el tiempo para hacer cinco sandwiches nutritivos para la semana y congélalos el domingo por la noche. Agrega sopa en una taza de viaje, queso y galletas, frutas y verduras en rodajas, y frutos secos variados. Los sobrantes de la cena también pueden calentarse en una taza de viaje en el horno de microondas, si es posible, en la escuela de tu hijo.
Incorpora Nutrientes Esenciales
“Incluye diferentes grupos de alimentos, tales como frutas y vegetales, granos, proteínas magras y lácteos”, dice Rodriguez. Cubre lo básico con:
  • Proteína saludable: Barras de queso bajo en grasa con los que los niños se divertirán pelando; pavo o pollo sin grasa, frijoles, hummus, mantequilla de maní (cacahuate) reducida en grasa.

    Sandwich saludable: Enrolla una tortilla de trigo integral con mantequilla de maní (un favorito de los niños) y una rebanada delgada de jalea de guayaba, o con puré de frijoles y aguacate.

  • Carbohidratos complejos, fibra incluida: galletas integrales, cereales secos, pan o bagel de trigo integral.

    Sandwich saludable: Enrolla una tortilla de trigo integral con jamón sin grasa, bajo en sodio y queso, y congela.  
"Otros nutrientes indispensables para los niños en crecimiento son el calcio, la vitamina D y el potasio", dice Rodríguez. Filtra estos nutrientes en su alimentación con un licuado de fruta y yogurt servido en una taza decorada de manera divertida con su personaje favorito, frutas frescas como plátano, durazno y melón, quesos bajos en grasa, y vegetales de hojas verdes como la espinaca, que también puede ponerse en batidos.
Sé Creativa
Prueba tus propias combinaciones de alimentos para encontrar la mezcla perfecta para el paladar de tu hijo. Rodriguez sugiere como opciones simples para guarnición, alimentos que se comen con la mano, tales como tomates cherry, barritas de zanahoria, nueces, uvas pasas, galletas y paquetes de yogurt.
Haz que tus niños se interesen ​​en los alimentos que están comiendo al servirlos en recipientes de colores, cortando los sandwiches en forma de corazón, orejas de Mickey Mouse, e incluso formando caritas en los sándwiches, con ojos de uvas pasas, nariz de tomate cherry y un pimiento rojo por boca.
Por último, estalla en un poco de amor. “Es importante alimentar el alma y el espíritu de los niños”, dice Rodriguez. “Incluye una nota con un mensaje inspiracional como: ‘Estoy orgullosa de la forma en que hiciste x,y,z’, ‘Recuerda comer -- no intercambiar -- la manzana’ o un simple ‘Te amo’. Incluye calcomanías o estrellas para una dulce sonrisa extra.
Lauren Fischer  es una escritora independiente que ha colaborado con Woman’s World, People, Makeup Deal of the Day y SavvyMiss.com.

Share this Post Share to Facebook Share to Twitter Email This Pin This Share on Google Plus Share on Tumblr


No hay comentarios: